12 ene 2006

Tanto que hacer, tan poco tiempo.

Lunes: CETEA de 8 a 2. El curso pinta muy bien; es entretenido y muy útil: versa sobre la disciplina de análisis del negocio y modelado de sistemas con casos de uso. Luego, a comer y una jetita porque me desvelé. A las 5, a trabajar en mi oficina. A las 8, café con Miguel y Caro, coordinadores del coro. Revisión de objetivos, expedición de recomendaciones, rato agradable. En el café me encontré a Erick Navarro y a Héctor García, quienes alguna vez fuimos parte del mismo y muy chilo equipo de trabajo y hoy somos buenos amigos. Regresé noche; me acosté leyendo Love Hina, a las 2:30 am.

Martes: Cada vez me atraso más en mis horas de trabajo. En vez de ir a un café, a las 8:30 fue la junta de Pastoral Juvenil; se ha comenzado a planear un retiro al que - ya decidí - sí apoyaré, no obstante sea en la vecindad de mi cumpleaños. Me han encargado contactarme con los jóvenes en mi parroquia (Medalla Milagrosa) y también con el Padre Horacio, el párroco actual. Regreso a medianoche; habría sido más noche si hubiera ido a por el café al que me invitaban (rechazado no porque no quisiera ir, que conste.) Me duermo como a las 3:00.

Miércoles: Ni llegar a la oficina pude. Durante el curso me hablan de la agencia en la que colaboro; hoy, sin embargo, hay motivo de festejo: Inés-chan pasó su último examen y se graduará por promedio ^_^. Vamos los Onigiriñoños a festejar al Sakura, acompañados del Sr. Orlis: buena comida, buena compañía, muy contento. Saliendo, tras darle raite al Chuy, a la agencia; se suponía que sería corto, pero termino saliendo tan tarde que de hecho (cosa inaudita) me dejan la llave para que yo cierre. Saliendo, a con Olguita, mente brillante y buena amiga de mi carrera y una generación más abajo, al cine, cumpliendo así un compromiso que tardó dos años en consumarse... lamentablemente no pude asistir al concierto de jazz / rock / canto al que me invitaron por muchos lados al mismo tiempo: si acaso hubiese terminado de trabajar antes :(. Pero al menos Olga y yo fuimos al cine (note to self: recordaré a la otra que odio ir al cine los miércoles) y la película fue divertida y agradable. Llego a la oficina a las 12:30 a checar correo y a escribir para que no comiencen a salirle telarañas a mi blog. Seguro que no aguantaré mucho tiempo más despierto.


Still, I'm really enjoying all of this. Gracias, Dios, porque me permites sentirme vivo.

3 comentarios:

Kamelie dijo...

¿Qué peli viste?

sgenius dijo...

Ah, fue "Más barato por docena 2". Je :p Buena para relajarse...

TelePedro dijo...

yo vi más barato por docena en el camión..es divertida.

los blogs con telarañas son la onda.