03/02/2006

Adiós CETEA, bye bye, bye bye...

Hoy fue el último día de curso. Extrañamente, casi todos fueron =P.

Hubo algo de nostalgia al sentarnos por última vez en nuestras sillas, frente a las compus que fueron nuestras durante 9 meses. Sin embargo, se sentía un vibrante ambiente de fiesta, de ¡al fin libres! y, por qué no, de compañerismo y amistad.

Efectivamente, fue un periodo bastante interesante; algo que bien merece el calificativo de "extraordinario", dadas las condiciones: un "combo" de como treinta o cuarenta cursos impartidos por profesionales altamente especializados (aunque no todos saben dar cursos =P), donde, en vez de pagar estratosféricas sumas por cada uno a IBM, es el gobierno quien, además de pagárnoslos, nos da a nosotros una beca, a cambio de nuestro compromiso por esforzarnos y aguantar.

En los últimos meses los ánimos ya estaban muy erosionados; realmente, tanto curso, tan seguido, es difícil de aguantar hasta para el más chicho. Pero sí puedo decir que quienes salimos de ahí, certificados o no, hemos obtenido muy valiosos conocimientos y habilidades que - como nos dijera el Ing. Cheang al despedirnos hoy - hay que poner a trabajar, para que no los olvidemos.

También, sin embargo, obtuvimos valiosas amistades: los del CETEA hemos formado un núcleo social, donde, si bien no todos se llevan igual con todos, es muy cierto que hemos sabido estar en fraterna y amena convivencia, fruto de tantas horas al día de vernos (ya si no =P). Todos con el perfil de computólogos, aunque con diferentes perspectivas de la vida: hay quienes trabajan en empresas y quienes lo hacen por su cuenta; los hay quienes se van graduando y los que siguen estudiando... también quienes se dedican a dar clases o a quedarse en casa. Todos con algo diferente para aportar; todos con una esperanza para seguir adelante.

Muchos de nosotros estamos apostando a la segunda fase: la formación de una nueva empresa de software. En lo que respecta a los cursos, atención, interesados: habrá una segunda generación; estén pendientes a la convocatoria. Me aseguraré de postearla cuando sea oficial. ^_^

En mi opinión, la amistad es lo que no cambio por nada más. Pudimos haber obtenido los cursos por separado, o que nos hubieran hecho llegar los materiales y ya. Pero la formación de la amistad es irremplazable. Por eso lamento no poder ir a la carne asada de hoy - aunque, por otro lado, si no voy es por otra cosa muy especial, que ya publicaré, supongo, en mis posts siguientes; valga decir en este punto que es precisamente por eso por lo que no postearé este fin... ya les contaré cómo me fue =D.