27/10/2011

Admiración

Los que conservan a su niño interior.
Los que dan de sí, en cualquier momento, sin esperar nada a cambio.
Los que tienen compasión de los demás.

Los que creen con los pies sobre la tierra y la mirada en lo alto.
Los que educan.
Los que crean.

Los que viven sus sueños, no obstante lo que otros digan, o que al menos luchan por lograrlo.
Los que evitan los prejuicios.
Los que, mesurados o activos, viven conforme a sus principios.

Los que viven abiertos.
Los que se esfuerzan por cambiar, cuando es para bien, aunque no sea fácil.
Los que saben apreciar la vida.

Estas son algunas de las personas a las que admiro.

No hay comentarios.: