05/10/2011

De cómo sgenius hace un compromiso sin anillo.

Hiroko nunca quiso un anillo.

Para ella, los anillos son pequeños, caros y fáciles de perder. Mientras más caro, más estrés representa. Rara vez utiliza joyas.

Por otro lado, desde hace varios meses hemos hablado de matrimonio. Se dio natural, poco a poco. No había un momento que pudiéramos recordar, contar a los amigos y a los hijos.

Así llegó el fin de semana de nuestro tercer aniversario de novios. Es útil que el aniversario caiga en una fiesta nacional: pasaríamos el puente en la hermosa Guanajuato.


Hiroko no ama la joyería, pero sí la buena comida. Hizo de antemano una reservación en Las Mercedes, uno de los mejores restaurantes de la ciudad según TripAdvisor.

Guanajuato fue fundada en una cañada y poco a poco fue trepando los cerros circundantes; sus varias minas le sirven de límite. En uno de tales cerros, en una zona residencial de altura y fuera del típico camino del turista, el taxi nos depositó frente a la puerta del restaurante. Llegamos apenas a tiempo para nuestra reservación de las 8:00 pm.



No me dio pena entrar con mi mochila de viaje. Ya la había olvidado en la mañana y no me volvería a pasar que mis manos se vieran obstruidas por bolsas de compras. Ni siquiera me la quité para pasar al baño, cosa que tuve que hacer incluso antes de sentarme. >_< (Cuando se pasea, esas cosas suceden.)



La hospitalidad del lugar es tal que se diría que más bien hemos recibido una invitación a la casa del chef. El interior está hermosamente cuidado, a media luz y con música amena. Tras ser conducidos hasta nuestra mesa, con vista al exterior, el dueño nos visita y nos da la bienvenida.



La decoración es muy detallada, llena de estilo.



Hasta la Salsa Huichol está... vestida de huichol.

Por ser 16 de septiembre, hay un menú especial. Obtuvimos cocteles hechos con frutas mexicanas,


aperitivos,



un exquisito consomé


y como plato fuerte, Hiroko pidió pollo con mole verde


y yo, una gigantesca pierna de puerco.



A la hora del postre, quizás Hiroko habrá notado mi nerviosismo.

Generalmente, el anillo iría arriba del postre. Pero yo no tenía un anillo. Tenía esto:




Las flores fueron preparadas por el dueño del restaurante, a quien le previne apenas una hora antes de mi plan... fue asombroso cómo se esforzó al máximo por hacer de esta una hermosa experiencia. En lo que respecta al cuadro, fue una colaboración entre mi buen amigo Guillermo (quien hizo la caligrafía) y yo (los kanjis).  Estos kanjis conllevan el significado de "matrimonio sólido para toda la vida". Aunque Hiroko dijo que, literalmente, sería algo así como "dos viejos en el mismo hoyo".


(El cuadro lo llevaba en la mochila. Entrar al baño fue un pretexto para darle el cuadro al dueño, quien se encargó de poner sobre aviso al personal y hacer los arreglos.)


Así fue nuestro momento, con mucha calidez, algunos aplausos, excelente comida y una memoria que durará toda la vida.

5 comentarios:

[ashen lady] dijo...

Se me puso la piel chinita!! muchas felicidades amigo! un abrazo a los dos!

52X Max dijo...

Que gusto leerte de nuevo, y claro, FELICIDADES!

L dijo...

WOOOOW!!! Muchisimas felicidades mi estmiado Sgenius!!! La vida sigue y cada quien va escribiendo su historia... genial la forma en la que ha comenzado este capitulo de su vida!!!

Lo mejor hoy y siempre!!!

TelePedro dijo...

Awww, lloré un poco. Con ese amor, ¿quién necesita joyas? ¡Felicidades!

Olga dijo...

que lindooooooooooo :D ay pero si ya se estas igual que yo... se dio naturalmente, no fue una sorporesa, una cosa de hacer la pregunta y que una este totalmente QUE??? O_O

XD hehehehe al menos ahora me comprendes :D

bueno pero yo si queria anillo ^^ (no de diamante eso si, mucho estres XD)